protectores solares

CONTESTAMOS VUESTRAS DUDAS SOBRE LOS PROTECTORES SOLARES

Todos los veranos nos inundan con las mismas recomendaciones para protegernos de los rayos del sol. Y sobre las consecuencias nocivas de exponernos a él sin la protección adecuada. Sin embargo, siguen existiendo muchas cuestiones que no se explican con tanto énfasis y que siguen generando dudas. ¿Se ponen malos los protectores solares de un año para otro? ¿Se puede usar protectores solares durante todo el año? ¿Qué tipo de protector debería usar para mi bebe? ¿Un protector solar SPF 30 protege el doble que uno de 15?…

Por ello, he elaborado el siguiente post con el fin de intentar arrojar un poco más de luz sobre los protectores solares.

Mi experiencia y conocimiento sobre protectores solares es algo que viene desde pequeño. Ya que, desde niño sufro de vitíligo. Un desorden pigmentario cutáneo, que me hace más vulnerable a los efectos nocivos de los rayos de sol, que cualquier otra persona que no presente esta enfermedad en la piel. Por ello, mis visitas a dermatólogos han sido habituales y frecuentes.

En base a lo que los dermatólogos me han ido explicando y contando en dichas visitas. Y mi interés por profundizar de forma autodidacta sobre cómo proteger mi piel debidamente del sol. Os voy a intentar contestar a todas esas preguntas que nos habéis planteado a través de nuestras redes sociales.

¿Un protector solar SPF 30 protege el doble que un SPF 15?

Primero, comentarte que el Factor de Protección Solar (FPS o SPF en sus siglas inglesas) nos señala el número de veces que un protector solar aumenta la capacidad natural de tu piel frene al enrojecimiento previo a la quemadura solar. Es decir:

– Un protector solar SPF 15 bloquea 14 exposiciones de radiación y con la 15ª te quemarías. Es decir, bloquea 14/15 de los rayos UV (93,93%).

– Un protector solar SPF 30 bloquea 29 exposiciones de radiación y con la 30ª te quemarías. Es decir, bloquea 29/30 de los rayos UV (96,7%).

Como veras, aunque en cantidades optimas de aplicación del protector, un SPF 30 aporta más protección que un SPF 15, dicha protección no es algo lineal. Y por lo tanto un SPF 30 no ofrece el doble de protección que un SPF 15.

¿Por qué reseño lo de “en cantidades óptimas de aplicación”? Porque si aplicaras la cantidad correcta de protector, te valdría con un SPF 15 de amplio espectro (contra rayos UVA y UVB) para estar debidamente protegido. Me explico, los estudios de medición del SPF se realizan en base a una aplicación de protector solar sobre la piel de 2 mg/cm2. Sin embargo, en la práctica, la mayoría de las personas solo se aplica entre un 25%-50% de dicha cantidad. Es decir, entre un 0,5-1 mg/cm2. Por ello, se disminuye el SPF logrado y es necesario recurrir al uso de protectores solares con un SPF mínimo del 30. Para que te hagas una idea, un bote de protector solar de 100 ml debería dar para tres aplicaciones en una persona adulta. y por lo tanto estar debidamente protegido su cuerpo.

En definitiva, no es tan determinante el SPF de tu protector solar como el hecho de que te apliques la cantidad correcta.

¿Hay algún inconveniente en usar protector solar en la cara durante todo el año?

¡Para nada!! Mis dermatólogos siempre me han recomendado usar protector solar de forma diaria durante todo el año. Sobre todo, para protegerme la piel que quede expuesta al sol (cara, cuello, manos…).

Y si crees que me lo recomiendan por mi patología de piel… Te diré que un estudio revelo que emplear protector solar diariamente no solo te protegía de lo peligroso de la exposición al sol, sino que reducía hasta un 24% los signos de envejecimiento. Ayudando a tener una piel con mayor elasticidad y por lo tanto más resistente a las arrugas.

Un dato importante para tener en cuenta es que, las mediciones sobre las que se basa este estudio se realizaron entre 1992 y 1996. “Entonces los productos de protección solar eran menos eficaces. Ahora serían mejores”, señalaba la responsable del estudio, la Doctora Adele Green. Es decir, que en la actualidad ese 24% se quedaría corto.

Este estudio fue publicado en junio de 2013 en el Annals of Internal Medicine. Una de las revistas médicas más citadas e influyentes en el mundo. Y un detalle que le aporta aún más credibilidad, es que detrás de dicho estudio no hay ningún fabricante o marca de protectores solares.

¡Así que si buscas un buen antiarrugas no busques más y dale al protector solar!! Eso sí, utiliza uno que no lleve ingredientes perjudiciales para tu salud. Más adelante, te contaré que ingredientes debes evitar y te propondré una opción de protector natural saludable.

Estoy embarazada, ¿debo protegerme de forma especial?

Sí, como bien sabrás cuando estas embarazada se produce un aumento de la coloración en la piel, siendo muy habitual la aparición de manchas en la zona de la cara y cuello. Además, es habitual que se pueda pigmentar la línea alba y las areolas.

Para evitar la aparición de dichas pigmentaciones, es muy importante que aumentes las precauciones con la exposición al sol. Por ello:

– Utiliza siempre buenos protectores solares.

– Evita exponerte al sol las horas centrales del día.

– Emplea prendas que tapen completamente tu barriga. Así, como gafas homologadas y sombreros. Y si vas a la piscina o a la playa utiliza algún pareo para proteger tus piernas.

Respecto a los protectores solares, evita los de filtros químicos ya que podrían tener efectos sobre el feto. Y evita las nanopartículas en los filtros físicos. Además, elige un tipo de SPF que mejor se adapte a tu tipo de piel.

Sigue leyendo y veras el motivo de porque evitar las nanopartículas. Además, te contare que ingredientes debes evitar en los protectores solares para proteger la salud de tu bebé y la tuya.

Por todo esto, es muy importante que durante tu embarazo te informes muy bien sobre que protector solar debes usar.

Por último, y no por ello menos importante, bebe agua para mantenerte muy bien hidratada por dentro.

protectores solares 4

Mi bebé tiene menos de 6 meses ¿puedo aplicarle protector solar? ¿mejor con filtros físicos o químicos?

A este respecto, indicarte que la Asociación Española de Pediatría (AEP), en su artículo “Fotoprotectores ¿Cuál utilizar?” recomienda no usar protectores solares en bebés menores de 6 meses. Ya que a esas edades lo mejor es no exponerlos al sol. Y utilizar barreras físicas (ropa, gorras, sombrillas…) para protegerlos. Sin embargo, también indican que se podrías usar protector en tu bebé menor de 6 meses, en aquellos casos en los que la exposición al sol sea inevitable.

Para estos casos de exposición inevitable, la AEP recomienda usar protectores solares con filtros físicos. Y descartan los filtros químicos ya que en algunos bebés pueden producir reacciones en la piel (p.ej. dermatitis).

Además, los ingredientes usados como filtros químicos no solo pueden producir reacciones en la piel, sino que llegan a ser incluso disruptores hormonales.

Por último, tal y como te he comentado anteriormente, siempre que adquieras un protector solar con filtros físicos, sea para tu bebé o para ti, te asegures que dichos filtros no sean nanopartículas.

protectores solares 5

¿Puedo utilizar los protectores solares de un año para otro?

Los expertos recomiendan que no emplees protectores solares que hayan sobrepasado su periodo de vida útil, desde que se abrió el bote por primera vez. Para saber cuál es dicho periodo debes mirar el símbolo PAO (Period After Opening) del protector. Es el icono de un tarrito abierto con una inscripción de tiempo. Por ejemplo, si pone 12M el PAO del producto es 12 meses, una vez abierto.

Claro está, si nunca has abierto el bote, entonces deberás guiarte por su fecha de caducidad. Es decir, si la caducidad es de 3 años y lo compraste hace 2 años, aun lo puedes emplear.

Mientras, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) realizo un análisis en el que verifico que la efectividad de las cremas solares se mantenía de un año para otro. Eso sí, siempre en aquellos casos en los que el producto se conservó bien cerrado, en un cuarto seco y fresco, a una temperatura de unos 22ºC y protegido del sol.

En definitiva, si has expuesto el protector solar al sol y a temperaturas elevadas, por ejemplo, al llevártelo a la piscina o a la playa. Y/o la crema del protector presenta una textura más líquida, un color diferente al de su estado óptimo y/o huele mal. Mi recomendación es que no te arriesgues y no lo uses para protegerte de un año para otro. Ya que su capacidad de protección contra las radiaciones se habrá degradado.

¿Qué diferencia hay entre los protectores solares Water-Resistant y los Waterproof?

Water-Resistant: Protectores cuya fotoprotección se mantiene hasta después de la inmersión en el agua durante 2 baños de 20 minutos.

Waterproof: Son los protectores cuya fotoprotección se mantiene hasta 4 baños de 20 minutos.

¡Importante! cuando sales del agua y te secas con la toalla estas eliminando el protector de tu piel. Llegando incluso a eliminar el 80% del protector, si has estado mucho tiempo inmerso en el agua. Por ello, deberías aplicarte de nuevo protector tras un baño de más de 20 minutos o si te has secado con la toalla.

¿Qué es mejor un protector con filtros físicos o químicos?

Antes de contestarte a esta pregunta es importante tener en cuenta las diferencias fundamentales entre ambos tipos de filtros:

1.- La forma en la que nos protegen de los rayos UVB y UVA:

Filtros físicos. No son absorbidos por nuestra piel (cuando no son nanopartículas) y actúan como un espejo reflejando los rayos UV. Son filtros que no se degradan cuando se exponen a dichos rayos. Y su efecto protector es inmediato una vez aplicados.

Filtros químicos. Penetran en la piel para protegernos de los rayos UV, los cuales los absorben. Son filtros que pueden degradarse cuando se exponen a los rayos UV, con el riesgo que esto conlleva si son ingredientes tóxicos. Y requieren unos 20 minutos para que su efecto protector actúe.

2.- Como influyen dichos filtros en la salud de las personas que los usan.

Filtros físicos. Los más habituales son el óxido de zinc y el dióxido de titanio. Y mientras no sean nanopartículas no entrañan peligro para la salud de las personas. Ya que no presentan riesgo de poder ser inhalados ni llegar al torrente sanguíneo.

Filtros químicos. Muchos de estos filtros pueden originar problemas de alergias. Además, algunos se acumulan en nuestro organismo sin que existan estudios que descarten sus efectos adversos sobre la salud a largo plazo. Y no solo eso, sino que hay filtros químicos que actúan como disruptores hormonales.

Uno de los filtros químicos mas utilizados en protectores solares es el Benzophenone. A mayor SPF mayor es la concentración de este ingrediente. Pues bien, a dicho ingrediente se le relaciona con reacciones fotoalérgicas. Además, existen evidencias de que actúa como disruptor hormonal.

Y no solo eso, uno de los estudios que más me ha llamado la atención es el realizado por Margaret Schlumpf (Universidad de Zurich). Ya que, en su estudio detectó, BENZOPHENONE-3 (Oxybenzone) y otros cuatro filtros solares en la leche materna de las mujeres suizas. Esto es indicativo de que tanto el feto en desarrollo, como los lactantes pueden estar expuestos a estas sustancias (Schlumpf 2008, Schlumpf 2010). Margaret detectó al menos una de estas sustancias en el 85% de las muestras de leche.

Por todo esto, revisa el INCI (clic aquí para sabre que es el INCI) de los protectores solares y evita aquellos que contengan las palabras: Benzophenone, Camphor Benzalkonium Methosulfate, Octocrylene, Butyl Methoxydibenzoylmethane, Drometrizole Trisiloxane, Ethylhexyl Methoxycinnamate, Ethylhexyl Triazone, Homosalate, Isopropyl Dibenzoylmethane.

En base a lo explicado, ¡yo lo tengo claro!! Me quedo con los filtros físicos sin nanopartículas.

¿Existe algún protector solar que sea 100% ecológico?

Con la etiqueta de “protector” que presente factor de protección solar ¡NO!. Ten en cuenta que para ello es necesario la presencia de filtros físicos o químicos. Y estos ingredientes no son certificables como ecológicos.

Si bien existen protectores naturales que son eficaces, seguros y saludables para quien los usa. Como es el caso del Protector Solar SPF30 de Herbera. Cuya formulación es a base de filtros físicos minerales (no nanopartículas) y con un 46% de ingredientes ecológicos. Estos últimos se componen de filtros vegetales que le aportan al protector propiedades calmantes, reparadoras y antioxidantes.

Por ello, no solo actúa como “bloqueador solar” de los rayos UVA y UVB. Si no que además protege contra el daño celular, el estrés oxidativo y la inflamación causada por la radiación solar. Así como, previene el envejecimiento cutáneo que se traduce en la aparición de manchas y arrugas por la exposición y acción directa de la luz UV. Además, otra cosa que me encanta de este producto es que es biodegradable y compatible con la fauna marina. Y no solo eso, sino que su composición es 100% vegana.

Es un protector solar apto para todo tipo de pieles y para niños a partir de los dos años. No es nada graso y se aplica muy fácilmente.

Entre sus ingredientes vegetales destacan:

Aceite de frambuesa.

Filtro biológico que absorber las radiaciones UV de amplio espectro. Además, es en un gran antioxidante que protege contra el daño celular originado por los rayos solares.

Regaliz

Presenta propiedades blanqueadoras, al inhibir la actividad de la enzima tirosinasa y por su ligera acción reductora de la melanina y de sus precursores coloreados. Además, actúa como un potente antioxidante al inhibir la formación de radicales libres. Y también cabe destacar su acción antiinflamatoria. Utilizada por vía tópica calma la piel tras su exposición al sol.

Manteca de Karité, aceite de oliva y aceite de jojoba.

Presentan una potente acción antioxidante. Y una capacidad de absorber diferentes radiaciones de amplio espectro de longitud de onda. Su eficacia filtrante en el fotoprotector se ve potenciada cuando se formulan asociados entre ellos y/o con filtros físicos.

protectores solares 3

¿Puedo usar repelente de insectos y protector al mismo tiempo?

Si que puedes usarlos. Y si quieres saber más sobre protectores solares y su relación con los repelentes, te aconsejo que leas el post que escribí hablando sobre ellos y sobre otros temas relacionados con los repelentes de mosquitos naturales. Te dejo el enlace aquí: Repelente de mosquitos natural.

Tras quemarme por el sol ¿es mejor utilizar un after-sun o puedo usar una crema hidratante?

Lo mejor… evitar una exposición prolongada al sol que conlleve quemarte. Y por lo tanto el uso de cualquiera de ellas. Así como usar protector solar, tal y como te he ido explicando en este post.

Pero llegado el caso, depende del daño que el sol haya causado a tu piel. Por ello, si te has quemado de gravedad por el sol (te salen ampollas o sufres de malestar general) acude inmediatamente al médico para que te ponga el tratamiento adecuado. Y si no te has quemado de gravedad, lo mejor es usar un producto que presente:

– Acción hidratante

– Efecto calmante

– Efecto antiinflamatorio

A veces, los after-sun se quedan un poco cortos en su acción hidratante. Debido a que la mayoría son emulsiones ligeras que pierden rápidamente su efecto. Mientras que las cremas hidratantes pueden carecer de efecto calmante y antiinflamatorio.

Así que partiendo de lo anterior te voy a proponer dos opciones:

  1. Usar un after-sun y complementarlo con una crema hidratante, que mejor te la apliques por la noche.
  2. Utilizar alguno de los dos productos que te indico a continuación, ya que cumplen con nota los tres requisitos para cuidar tu piel afectada por el sol. Además, carecen de ingredientes perjudiciales la salud. Y lo podéis usar todos los componentes de la familia, incluso los más peques:

Crema corporal de caléndula y almendras. 100ml

Los ingredientes empleados en su composición le confieren las siguientes propiedades:

– Aceite de girasol (Helianthus annuus seed oil). Protege y regenera la piel. Antiinflamatorio. Ideal para la limpieza de la piel.

– Aceite vegetal de almendras dulces (Prunus amygdalus dulcis oil). Hidrata y limpia la piel. Combate las irritaciones cutáneas. Protege la piel contra daños ambientales.

– Aceite de sésamo (Sesamum indicum oil): Antioxidante que nutre intensamente y regenera la barrera protectora de las pieles debilitadas, sensibles y/o secas.

– Aceite de neroli (Citrus aurantium dulcis oil). Antiséptico, antibacteriano y fungicida. Alto poder de nutrición y de regeneración de la piel.

– Aceite de lavandin (lavandula hybrida oil). Promueve la regeneración de la piel, cura las heridas. Antiséptico y antimicrobiano.

– Pensamiento (viola tricolor extract). Emoliente, antiinfeccioso, lenitivo y suavizante. Favorece la cicatrización de heridas.

– Aceite de bergamota (citrus aurantium bergamia fruit oil ). Estimulante, antiséptico y cicatrizante.

– Caléndula (calendula officinalis flower extract). Antiinflamatoria y antimicrobiana. Cicatriza las heridas. Cuida la piel seca, agrietada y/o dañada por el sol. Ayuda a calmar las pieles con impurezas.

– Manzanilla (chamomilla recutita flower extract).Antiinflamatorio y cicatrizante. Regenera el tejido y estimula el metabolismo de la piel. Además, equilibra la piel grasa.

protectores solares 1

Hipérico (Para después del sol)

Te aporta un tratamiento intensivo a tu piel deshidratada como consecuencia de exponerla prolongadamente al sol. En su formulación se han empleado ingredientes como el aceite de hipérico y el de aguacate, así como manzanilla, caléndula, aceite de almendras dulce… Por lo que este producto consigue calmar tu piel y aportarle una agradable sensación de frescor, al mismo tiempo que restaura su hidratación óptima.

protectores solares 2

¿Ya has tomado las medidas oportunas para protegerte de los efectos nocivos del sol? Si quieres una alternativa saludable, sin tóxicos no dudes en pasarte por nuestra sección de Gama Solar

¡Espero que te haya servido de ayuda! Y si tienes alguna duda más, déjanos un comentario en el post y te responderemos lo antes posible.

¡Disfruta del verano! Sin poner en riesgo tu salud. Por ello, no dejes de lado tu protector solar y tomas las precauciones necesarias para evitar quemarte al sol.

Y por último agradecer a todas las personas que nos trasladaron sus preguntas y que han hecho posible este post.

¡Nos vemos en nada!!

Salva

Desde Ecoplatea realizamos una selección exclusiva de productos de cosmética y limpieza del hogar natural, 100% saludables, libres de tóxicos y respetuosos tanto con el medio ambiente como con los animales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *